energía sustentable
Energías renovables

¿Qué es la energía sustentable y por qué nos gustaría?

Cada año hay más en juego en la lucha por salvar la atmósfera y combatir el calentamiento global. Ahora más que nunca, somos conscientes de los efectos dañinos que nuestra dependencia actual de los combustibles fósiles tiene para nuestro futuro colectivo. ¿Considerada una de las soluciones más importantes? Los combustibles fósiles (por ejemplo, carbón, gas puro y petróleo) no solo son peligrosos para el planeta cuando se queman diariamente para obtener energía, sino que también son insostenibles como fuentes finitas. La sostenibilidad se refiere a la idea de que todas las personas pueden satisfacer sus necesidades básicas infinitamente, sin comprometer a las generaciones futuras. La sostenibilidad a través de la energía abarca los mismos principios. En algún momento, el mundo se quedará sin combustibles fósiles. Siga leyendo para descubrir la importancia de la energía sostenible y su importancia en relación con el futuro de nuestro planeta.

¿Qué es la Energía Sustentable?

La energía sostenible incluye cualquier fuente de energía que no se pueda agotar y que pueda permanecer viable perpetuamente. No tiene que ser renovado o reabastecido; la energía sostenible satisface nuestra demanda de energía sin peligro de volverse insalubre o hacer ejercicio. Por ello, la energía sostenible es la respuesta a nuestras necesidades energéticas. Además, la energía sostenible no daña el medio ambiente (o, como mucho, hay un riesgo mínimo), no aumenta el cambio climático ni cuesta mucho dinero. Aunque hay un precio asociado con la creación y la construcción de métodos para aprovechar la energía sostenible, las fuentes de energía en sí suelen ser gratuitas. Los ejemplos de fuentes de energía sostenibles incluyen el viento, la energía fotovoltaica y el agua (energía hidroeléctrica). Todo lo cual podría considerarse inagotable y ampliamente accesible para casi todos. La energía geotérmica también se puede incluir como una fuente sostenible de energía diversa.

La energía geotérmica crea energía utilizable a partir de las fuentes de energía internas del planeta, de forma similar a los géiseres. Los programas de energía sostenible dependen de los ingenieros para lograr un progreso adicional. Para obtener una introducción detallada a la energía sostenible, explore la “Introducción a la sostenibilidad para ingenieros” de Toolseeram Ramjeawon. Este libro electrónico proporciona a los estudiantes un marco sobre cómo aplicar la sostenibilidad. También destaca el proceso de diseño y ofrece una variedad de estudios de casos para cubrir de manera integral la energía sostenible. ¿Cuál es la diferencia entre vitalidad sostenible y renovable? La gente suele utilizar las frases “sostenible” y “renovable” indistintamente. Sin embargo, hay una diferencia entre los dos: la oportunidad de reposición. La energía sostenible, como se destacó anteriormente, es teóricamente inagotable. No se puede agotar porque las fuentes de energía sostenibles no necesitan ser repuestas. Por ejemplo, piense en la energía solar o eólica. No se debe crear ni modificar ningún recurso. Sin embargo, la energía renovable es teóricamente agotable: utiliza fuentes de la tierra que pueden reponerse naturalmente, como los cultivos y la biomateria. Una fuente de energía renovable como la bioenergía utiliza masas biológicas (por ejemplo, subproductos agrícolas como paja y estiércol) para generar energía.

cuál es la fuente de energía más sostenible

Otro ejemplo de bioenergía es el etanol, que se elabora a partir de la caña de azúcar y el maíz. Dado que estos cultivos se pueden plantar y cultivar para generar más energía, es una especie de energía renovable. Para obtener datos adicionales sobre los sistemas de energía renovable, eche un vistazo a Vladimir Strezov y Hossain Md. Otro recurso útil es “Energy from Waste: Manufacturing and Storage” de Ram K. Gupta y Tuan Anh Nguyen, que considera cómo los desechos de diversas fuentes pueden ser utilizado en la fabricación de energía y propósitos de almacenamiento. De manera similar, analiza las conexiones entre las técnicas de energía renovable y la sostenibilidad a largo plazo. Varios tipos de energía renovable son igualmente esenciales en la búsqueda de opciones de energía limpia porque no contaminan la atmósfera, aumentan el cambio climático ni causan más daño al medio ambiente. ¿Cuáles son las ventajas de la energía sostenible? Hay una amplia gama de beneficios para la transición a la energía sostenible. La quema de combustibles fósiles en plantas de carbón y gas natural está directamente relacionada con muchos problemas graves de salud pública, como lesiones neurológicas, cáncer, ataques cardíacos, problemas respiratorios y muerte prematura. Cuando los combustibles fósiles se queman para obtener vitalidad, liberan contaminación del aire y del agua que tiene un efecto negativo en las comunidades y los entornos circundantes. Sin embargo, todos estos riesgos relacionados podrían eliminarse cambiando a energía sostenible. Las fuentes de energía sostenible a veces no emiten contaminantes del aire o del agua que puedan dañar el bienestar público.

Tampoco ejercen una influencia negativa ni ejercen presión sobre las fuentes de agua nativas.

Mientras tanto, la minería del carbón, la perforación de gasolina natural y las plantas de energía térmica compiten con la agricultura nativa, el agua potable y otras necesidades de agua comunitarias esenciales para las fuentes. La energía sostenible también puede ayudar a alimentar a sus comunidades locales. Dado que la mayoría de los servicios y la infraestructura de energía sostenible deben construirse localmente o en el mismo condado, hacer el cambio ayuda a crear empleos y mejorar la economía. En lugar de gastar más dinero importando energía de compañías de gasolina fósil, ese dinero se gasta en suministros y mano de obra para mantener los servicios de energía sostenible. Todos estamos haciendo todo lo posible para reducir nuestro efecto adverso en el medio ambiente, pero apenas hay mucho que cada uno pueda hacer.

La energía sostenible, similar a la energía eólica y fotovoltaica, crea cero emisiones de carbono que pueden dañar la atmósfera y contribuir al calentamiento global. Compensa la necesidad de combustibles fósiles, que están aumentando activamente el cambio climático y contaminando nuestra tierra. El simple hecho de cambiar la fuente de energía de su hogar individual ayudará a reducir la influencia ambiental que usted y sus seres queridos tienen en el planeta, y eliminará su dependencia de los combustibles fósiles. La energía sostenible puede marcar una gran diferencia a largo plazo en los precios de la electricidad y la energía de nuestros hogares y negocios, sin importar dónde se encuentre. No solo están disponibles por poco o ningún precio, sino que son mucho más rentables que los activos de energía convencionales, como las plantas de energía. Dar el salto financiero a la energía eólica, fotovoltaica o cualquier otro suministro de energía sostenible puede parecer desalentador al principio debido a los costos de instalación, pero la financiación a largo plazo se amortiza en unos pocos años. En verdad, los precios de la energía sostenible bajan cada año. Dependiendo de su país o estado, incluso podría obtener reducciones de impuestos por seleccionar energía sostenible. En última instancia, es posible que ahorre exponencialmente simplemente cambiando a un sistema de energía sostenible como los paneles solares.

La energía sustentable es, por definición, probablemente la forma de energía más fiable.

Nunca se agotará y puede eliminar nuestra dependencia de los combustibles fósiles importados, que son cada vez más costosos y menos accesibles. La energía sostenible también ayuda a conservar los recursos puros del planeta y a reducir la contaminación relacionada con la energía no sostenible. ¿Por qué la energía sostenible es vital para nuestro futuro? Cuando consideramos la energía sostenible y nuestro futuro, es importante comprender también lo que la crisis energética actual le está haciendo a nuestro planeta en este momento. Debido al ejercicio humano, la tierra se ha vuelto 1,5 grados más caliente desde la revolución industrial, una cantidad asombrosa en un período de tiempo tan corto en comparación con los tiempos anteriores a la revolución industrial. Muchos factores han contribuido a este aumento, sin embargo, un disparador serio es nuestra quema de combustibles fósiles para obtener energía.

Esencialmente, la gasolina de efecto invernadero más frecuente es el dióxido de carbono (CO2), que ha provocado un inmenso calentamiento global. Aunque el carbono es un elemento vital dentro del ecosistema terrestre, debe haber un equilibrio sostenible, que no es el estado actual de las cosas. Las partículas de carbono han quedado atrapadas en la atmósfera terrestre, entre la superficie y la capa de ozono. Eso está aislando nuestro planeta y calentándolo, lo que está causando efectos catastróficos: los glaciares se están derritiendo, el nivel del mar está subiendo y los eventos climáticos excesivos (por ejemplo, huracanes, olas de calor e inundaciones) están aumentando. Más allá de eso, los servicios de fuentes de energía finitas están contaminando el aire, el agua y el suelo cada vez más cada día. Además de destruir nuestros entornos naturales, está infligiendo un daño indebido a la salud de las personas en todo el mundo. Aunque las personas han terminado con daños irreversibles al entorno, todavía hay esperanza en cómo mantenemos y mitigamos las repercusiones para las generaciones futuras. La respuesta está en cómo dejamos de inundar nuestra atmósfera con dióxido de carbono y reducimos nuestras emisiones. Recuerde, la energía sostenible produce pocas o ninguna emisión de calentamiento global.

Al elegir recursos energéticos sostenibles y comprometerse con una vitalidad limpia, los humanos pueden desacelerar de manera efectiva la aceleración del cambio climático. Para obtener más información sobre la química detrás de la energía sostenible, ahora tenemos dos libros que pueden ayudarlo a comenzar. La “Química de la energía sostenible” de Nancy E. Carpenter es un buen recurso para los estudiantes universitarios que desean comprender las reglas básicas de la química que se relacionan con las soluciones energéticas a largo plazo, incluida la energía eólica, las celdas de gasolina, la fotovoltaica fotovoltaica, la conversión de biomasa. procesos y la energía nuclear de tecnología posterior.

Para un enfoque de química ambiental de nivel universitario integrado con química toxicológica, está “Fundamentos de química ambiental y toxicológica: ciencia sostenible” de Stanley E. Manahan. Este best-seller se centra en la relación entre la sostenibilidad y la química verde, y cómo afectan las cinco esferas ambientales (hidrosfera, atmósfera, geosfera, biosfera y antroposfera). ¿Quiere profundizar en lo que hay detrás de la energía sostenible? Descubra la ciencia, la investigación y las ideas de la ingeniería de energía sostenible y más en nuestra amplia variedad de libros aquí.